martes, 29 de abril de 2014

CURIOSIDADES -144-

"Pifia médica letal"



La que fue segunda consorte del rey Fernando VII de España, la Infanta María Isabel de Portugal (1797-1818), fue víctima de una monumental pifia médica. Al desenlace de su segundo embarazo (26 de diciembre de 1818), que se revelaba harto dificultoso, la reina sufrió tal desmayo que los galenos creyeron que había fallecido al no poder reanimarla (tenía el pulso imperceptible y la tez lívida). Para salvar al bebé y heredero de la corona, que no conseguía salir por la vía ordinaria, los médicos se apresuraron en practicar a la presunta "muerta" una cesárea de urgencia. Al hundir el escalpelo en sus carnes para abrirlas e intentar extraer al bebé, la reina volvió repentinamente en sí emitiendo desgarradores gritos de dolor, retorciéndose en su cama convertida en un charco de sangre. Huelga decir que el espectáculo fue de lo más horroroso, amén de la desagradable constatación de que el incapaz grupo médico, creyéndola muerta, la había rematado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada