sábado, 29 de septiembre de 2012

CURIOSIDADES -62-



Fue un médico francés, el Doctor Pourmiès de La Siboutie, quien señaló en su diario que el rey Carlos XIV de Suecia y de Noruega (fallecido el 8 de marzo de 1844), entonces conocido como el Mariscal Bernadotte, se había hecho tatuar un gorro frigio en 1792 con la leyenda siguiente sobre el brazo derecho: "¡Muerte a los Reyes!"

Su tatuaje revolucionario, que databa de su época juvenil antimonárquica, fue redescubierto a su muerte cuando lo amortajaron. Toda una ironía del destino.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada